UN AUTODIDACTA PREMIADO POR DIOS, EL FUTBOL Y LA VIDA.

Falcao Garcia es uno de los 150 deportistas colombianos que debe atender Juan Sebastián Kogson Valencia, un ejecutivo manizaleño al servicio de Nike Colombia que se ha preparado para ser dirigente en el fútbol nacional, ese es uno de sus sueños, pero ahora trabaja para la multinacional americana, fundada en 1964 y que hoy es una de las grandes en el apasionante mundo del marketing deportivo. (Foto cortesía, Nike Colombia)
…CUANDO LA VOCACION ES  LA DE SER DIRIGENTE  AL SERVICO DE LA PELOTA.
Jul 23, 2020
Visbal Robert Rodríguez, es un Preparador Físico colombiano, que se ha abierto su propio espacio en el deporte español, a punta de constancia, disciplina y trabajo, hace parte del Cuerpo Técnico del Benidorm que jugarà la temporada 20-21 en la categoría Preferente sub.23.
UN PREPARADOR FISICO GRADUADO DE “HOMBRE ORQUESTA”, QUE TRIUNFA EN ESPAÑA.
Jul 31, 2020
Show all

UN AUTODIDACTA PREMIADO POR DIOS, EL FUTBOL Y LA VIDA.

Armando Giraldo y Liliana Patricia Martínez, son una pareja muy especial, llevan 35 años de matrimonio, tiene dos hijos y dos nietos, ademàs miles de pupilos gracia al fútbol, porque juntos dirigen el Club Independiente Felinos Manizales, con el que han ganado muchos torneos, pero ante todo han formado grandes seres humanos a través de la pelota, Armando es el Técnico del equipo Café Redes con ex jugadores profesionales como Diego Arango y Erwin Maturana con el que han ganado grandes eventos locales y nacionales.

Armando Giraldo y Liliana Patricia Martínez, son una pareja muy especial, llevan 35 años de matrimonio, tiene dos hijos y dos nietos, ademàs de miles de pupilos gracia al fútbol, porque juntos dirigen el Club Independiente Felinos Manizales, con el que han ganado muchos torneos, pero ante todo han formado grandes seres humanos a través de la pelota, Armando es el Técnico del equipo Café Redes con ex jugadores profesionales como Diego Arango y Erwin Maturana con el que han ganado grandes eventos locales y nacionales.

NOTI-TARANTELAZOS.

 

Su universidad fue la vida, sus aulas las canchas, su inspiración la familia,  su compañera Liliana, su pasión el fútbol y  su fortaleza Dios, no le hizo caso a Doña Blanca Libia Cardona su Madre para que fuera un gran médico, decidió apostarle a la vida a través del fútbol, su método fue el de la observación, ver para aprender, se gastó su talento y todos sus zapatos en el Barrio Fátima jugando contra el andén, barra contra barra,  con “recochas” deliciosas e interminables,   su Papá Don  Jesús María Giraldo, no fue amante del fútbol, pero tampoco le cortó  las  alas,  su vida es un partido sin terminar que  gana y por goleada.

No se arrepiente de nada,  al contrario agradece a Dios por todas sus bendiciones

Giraldo Cardona Armando,  así lo llamaban  a lista en el colegio y  el fútbol  le decía “Piña” fue crack, se inspiraba en Willington Ortiz,  en Nelson Gallego y Antonio Ríos por imitación, porque así fue su fútbol  de gambetas cortas y enganches largos, de centros precisos y picardías preciosas, de niño vio al Rey Pelé y lo cautivo, se deleitó con el Maestro Jairo Arboleda, además admiró el talento de Alexis Garcia.

SIN UNIVERSIDAD, PERO CON LA GRATITUD DE SUS PUPILOS.

La magia del fútbol lo llevó  a ser técnico,  sin grados,  ni postgrados, pero si con muchos  alumnos que hoy le dicen gracias y  miles de lecciones que aprendió para enseñar a través del ejemplo, cómo deben ser los buenos Maestros.

Don Libardo Henao, lo vio jugar y lo llevó   a los equipos de la Licorera

“Fue un gran admirador de mi juego desde niño  me decía que yo tenía condiciones para llegar a ser jugador   profesional, por mis habilidades, por la picardía, ya tenía buena fundamentación, él trabajaba en la Licorera de Caldas  y me llevó  como capital de su equipo, fue la persona que me guio  al inicio de mi vida deportiva, hace poco  falleció” dice Armando con más gratitud que tristeza.

DE MONITOR.

Por los caminos de la pelota siempre caprichosa y sorpresiva, conoció a su gran amigo, guía y  apoyo,  Don  Yesid  Bedoya que detectó  en Armando sus   dotes de líder y  le fue dando la posibilidad de ser jugador y monitor en las  categorías menores de la Industria Licorera  de Caldas  y  le despertó ese técnico que llevaba por dentro y que hoy después de 35 años disfruta como el primer día.

Don Yesid hoy en uso de buen retiro, se goza la  vida,  después de superar algunos quebrantos de salud,  aún  disfruta  el fútbol con sus hijos y nietos,  “Ha dejado una gran huella y gran legado al fútbol caldense” dice en tono de gratitud Armando respecto a “Don Yeso”, como le dice “El Cucho” Hernan Castaño de Asofutbol del  cual ambos fueron socios fundadores.

“ME ENTRO LA REBELDIA…”

Armado estudio sus primeras letras en la Escuela Mariela Quintero de Fátima, luego pasó  al Colegio Redentoristas llegó  a décimo grado, “Hasta  cuando se me metió la rebeldía” dice  “ya quería trabajar y ganar plata” recalca,  se retiró para enfrentarse a la vida lleno de ganas, un balón y con el deseo de sacarle olor al pan.

El fútbol no le ha dado plata,  pero si le han  dicho muchas veces gracias y le ha dado grandes amigos,  como  Álvaro García de la Licorera, volante 10, que cobraba muy bien los tiros libres, también de Fátima, compañero de equipo y de barrio, además recuerda jugadores como:  “Tuto” Ruiz, a Ferrin, a Roberto Cardona, a Jairo Llanos, a Johnson Gutiérrez, Ariosto Montoya, a Pizuco al “Negro” Cruz, a “Pistacho”, a Carvajal a todo el equipo de Van Real,  entre otros.

NOVIO PRECOZ.

Armando a sus jóvenes 9 años,  descubrió por la esquina de su  casa en Fátima,  una niña muy bonita, llamada Liliana Patricia Martínez, hicieron  una gran amistad desde esa época  que llamaron   “amiguitos” así le decían,  que luego la  convertiría en su esposa,  en la Mamá de sus dos hijos y sobre todo en su compañera por las canchas de Manizales.

“Es una bendición de Dios que a ella le guste el fútbol y me acompañe, compartamos esta profesión y esta pasión de  dirigir,  para nosotros es una gran alegría que después de 35 años continuemos enamorados y detrás de la pelota, ella me acompaña desde hace mucho tiempo, como  tenemos 6 categorías entre los dos las dirigimos, cuando se nos cruzan los partidos uno va a una cancha y el otra a la otra” dice y anota.

“Soy un bendecido por que Dios me dio todo esto, una esposa que le gusta el fútbol, me acompaña y dirige conmigo, que comparte, asiste y le gusta lo que hacemos, que se prepara ya somos una dupla conocida en la ciudad, una pareja que poco se ve y que se entiende tan bien,  tanto en la parte sentimental como en la parte deportiva, esto es un bendición de Dios y el conservarla como compañera, como esposa, como entrenadora y como amiga”.

Sus  hijos hoy son grandes profesionales, con hogares muy bien conformados, el mayor Cristian David Giraldo Martínez es Intendente de la Policía, tiene dos hijos Juan José y Jerónimo, además  Alejandro Giraldo que es Ingeniero y trabaja en Titoma Design,  que es una multinacional, también jugaron fútbol en el club con nosotros desde niño, ellos también heredaron esta pasión, pero más bien como formación para sus vidas, como se lo recalcaron ellos, le hicieron una gambeta al balompié para tener proyectos de vida diferentes al balón.

“LA “ILUMINACION”  CON OLOR A PAN.

Dice Armando que Dios le dio una gran capacidad y una “iluminación”, que es la de la  panadería, en la que  se desempeñó muy bien, siempre la  alternó   con el fútbol y con ella sacò adelante a su familia.

Trabajó mucho tiempo en la Panadería y Pastelería Italiana muy recordada en Manizales, en la carrera 23 con calle 25 y  luego en Panadería La Victoria, pero hace 5 años se retiró, solo se viste de pandero cuando en su casa les da un  antojo y lo mata a punta de harina y levadura.

Tuvo su  propio negocio llamado  “Pan y Canela” con Martin Arboleda su amigo.

TECNICO GANADOR.

Le nació esto de ser Técnico por  Don Yesid Bedoya que siempre le  dijo  que tenía madera, que veía bien el fútbol, que era un líder positivo, que era un gran capitán, por eso empezó a asistir  a todas las capacitaciones que se deban en la ciudad o en el país, pero le gustaba más ir a ver los entrenamientos del equipo profesional, en la tribuna del Palogrande o en la Cancha Auxiliar,  ha sido un apasionado de ver los entrenamientos y a todos  les aprendió, hoy en día no se pierde  capacitación que se dicte en la ciudad.

Admira   a los técnicos colombianos, porque son profesionales  hechos  a pulso,  es un admirador del Profesor Juan Carlos Osorio, de Francisco Maturana,  del Profe Jorge Luis Pinto, de “Pecoso” Castro,  que fue un gran deportista, un gran técnico  y un gran formador que  dejo huella.

CINEMAX.

Nacido  un  10 septiembre de 1963 Giraldo Cardona,  ha proyectado su vida desde distintos ámbitos,  trabajó  con  Don Iliam  Giraldo, quien fue el que le dio la mano y lo llevo a Cinemax, en muchos torneos, incluso a nivel de Selecciones Caldas y Manizales,  como Asistente y luego Técnico  de las  categorías infantiles.

Fue Asistente del Profesor Diego Hernández,  con Oscar Hernández,  el hermano gran Preparador Físico y Alberto Ángel, con ellos hizo los primeros pinitos como entrenador, en la Primera C en Cinemax y luego en el 2009  tuvo la oportunidad de ser técnico  Titular, donde fue  campeón  de Copa La Patria, le ganaron  la final a un equipo de Chinchiná, 1×0  en el Estadio Palogrande, con gol de Wilson Mena, de quien dice:

“Wilson  fue un jugador muy particular  que trajo Don Illiam, que no le gustaba entrenar,  iba un día antes del partido, Don Illiam siempre me insistía que le diera la oportunidad, ese día de la final no empezó de titular, luego lo entre y ya para terminar el partido lo definió  de cabeza, un jugador que luego llegó  al fútbol profesional” eso está en el cofre de sus grandes recuerdos.

CON VIDA PROPIA.

Después de terminar el proceso de Cinemax, montó su propio proyecto deportivo, el Club Felinos Independiente Manizales, donde sumó  en la formación de jugadores que luego fueron profesionales como Silvio Arango,  Johan Marín, entre otros, escuela  que inicialmente manejó   con su gran amigo, Martin Arboleda,  pero que  se retiró, compañero de infancia, gran entrenador y técnico.

Pero en la vida, como  en el fútbol no se vive solo de reflectores y de titulares de prensa, Armando y Liliana han sabido recoger los triunfos de la vida a través de la gratitud de grandes amigos que se han convertido, no solo en pupilos, sino en patrocinadores que dicen gracias en nombre de todos sus jugadores  a través de la historia y que eso a veces llena más que ser un futbolista millonario y frustrado.

SUS PATROCINADORES Y EL INGENIERO…

Por eso hoy Felinos Independiente Manizales es patrocinado  por  Café Redes con el Ingeniero Fabio Alonso Hoyos que fue jugador y ahora  patrocinador, empezó llevando a su hermanito a nuestra Escuela  y desde ahí está con el club, además  lo  nombró    técnico en los torneos de Confa  y de Reyes Magos, le tiene  una entera confianza en la parte técnica, además porque lo ha ganado todo.

“El Ingeniero siempre donde va me  lleva, ha sido una gran persona y un gran apoyo profesional y económico,  me brinda la posibilidad de estar trabajando con sus  equipos, es muy generoso, cuando hay dificultades en el club nos  ayuda, como él quedan pocos patrocinadores” dicen en medio del reconocimiento y la gratitud.

CON EX PROFESIONALES.

Además anota: “Dirijo  el equipo de Café Redes, con grandes jugadores ex profesionales que me aprecian y me respetan, como Erwin Maturana, Diego Arango, Sebastián Ramírez, “Zapote” Muñoz, el mismo Carlos Alberto Arias,  nombrado hace poco Secretario Municipal del Deporte, grandes  personas y que aún juegan muy bien y tiene muchas condiciones”  dice este cultor de las buenas maneras en el fútbol y la vida.

El año anterior  hizo un convenio con Colanta, que es otro de sus patrocinadores.

“Coltrans es un empresa de Álvaro Hernan Cárdenas y Jaime Cárdenas,  una familia de Fátima que también jugaron con nosotros y por gratitud  le ayudan con  la mensualidad a varios  niños que tienen dificultades para pagarla”, esas son las bondades de la vida y la forma de decirle gracias a una organización que con poco,  hace mucho por la formación de sus jóvenes deportistas.

“Trabajamos en el Club más la parte social, con la idea que el joven no se distraiga, que se vaya formando con disciplina y valores, que si no es futbolista profesional, sea un gran ciudadano, que sea útil para la sociedad  y eso lo hemos  conseguido y esa es nuestra gran satisfacción” dice entre susurros.

CON MAS DE CIEN NIÑOS Y “EL GATO”

Vive en el Barrio Arrayanes, ahí en esa cancha trabaja y en la cancha del Barrio Fátima, más o menos con 120 niños en las  categorías Baby, hasta juveniles,  con grandes jugadores que espera los puedan ver y no se vayan a desperdiciar, a pesar de las dificultades del fútbol manizaleño, que si no son de buena talla o sin no tiene un buen empresario se pierden.

Con voz autorizada y ojo crítico dice:  “Hoy en día las condiciones técnicas y futbolísticas, se olvidan mucho, miran más  la talla y la estatura de los jugadores, los ven más como el producto final para la exportación, sigo creyendo en el jugador de Manizales, soy un admirador del jugador caldense, hay gran cantidad de jugadores  para el fútbol moderno” dice y anota con gratitud que la persona  que más Influyó  en su vida deportiva fue el Profesor Javier Suarez Agudelo, Q.E.P.D. un enamorado de la estrategia, ordenado, disciplinado, fue a la persona que más le aprendió en sus  32 años como técnico” lo recuerda.

En medio de su estrés diario y gestiones de su club y sus pupilos, Armando se define como un gran melómano “Me gusta todo tipo de música: En el  vallenato nos gusta con mi esposa “Eres todo”,  de Jorge Villazon  el tango “soledad”, de salsa “la fuma de ayer” el baile es un gran hobby,  le encanta  la salsa, dice.

CRITICA EL VAR.

Como hombre de la pelota, dice que admira el fútbol moderno, con el gran dolor del VAR, “Nunca he estado de acuerdo con eso, porque le quita la esencia  al juego,  sobre todo a la hora del gol, que es lo más sublime, que cuando se va a celebrar  muchas veces hay que esperar a lo que diga el VAR, por eso no lo comparto”.

En esta época de pandemia  le agradece a la Liga Caldense de Fùtbol,  a su Presidente Fabio Alberto  Aristizabal,  con su Junta Directiva, “Porque  le han puesto el pecho  al brisa,  con muchas actividades,  para que los entrenadores podamos  tener vigencia y podamos   sobrevivir, muchos dependemos  de esta profesión y ellos nos han ayudado” anota.

SU RETIRO…

Con sentido crítico y consciente del relevo generacional que se debe dar en todo,  dice que a sus 57 años he venido contemplando la posibilidad de su retiro:  “Veo que en la ciudad vienen saliendo muchos jóvenes que quieren ser técnicos,  eso me parece muy bien y me gusta mucho, que se están  preparando y que sean  inquietos, con pasión, además de   pedagogía  y que hay que abrirle  paso  a esas personas, no en mucho tiempo con dolor en el alma,  tomaré  esa decisión, después de consultarlo con la familia,  para  ver el fútbol, desde otra óptica, con la satisfacción de haber dejado huella en el balompié de Caldas” anota con voz entrecortada.

Además advierte que “Al club llegan muchos jóvenes a hacer sus practica universitarias, he tratado de inculcarles la libertad que se le debe dar al jugador, que hay que saberlos orientar de la  mejor forma, sobre todo desde la  parte humana, he venido construyendo un grupo de jóvenes egresados de la universidad que quieren ser técnicos y eso hace parte de mi legado, que es dejar huella no solo como jugador y como persona, sino también ir dando enseñanzas y cautivando personas que tengan criterio para ver el fútbol  y saberlo direccionar”.

….QUE NO MUERA LA INVENTIVA DEL FUTBOLISTA.

“Soy un creyente que el fútbol evoluciona, pero seguirá siendo el mejor deporte, siempre y cuando que no le quiten la habilidad y la dinámica del  juego y la picardía que tiene el jugador, eso se debe estimular,  la creatividad y el talento de los jugadores, su creatividad e inventiva, cuando el jugador llega a ser profesional y le quitan esa inventiva muere el espectáculo.

Es la sentencia final de este  autodidacta premiado por Dios, el  fútbol y la vida, que le dio un hogar con olor a pan y a gol, con unos hijos que se desmarcaron de los problemas de la juventud educados en la cultura del deporte y una  esposa que se convirtió en la mejor técnica de su vida con besos de amor y  sabios planteamientos táctico para no quedar en fuera de lugar…   

 

 

Este contenido lo puede ver y compartir  en los muros de  facebook 

Tarantela Deportiva 

Martin Henao